Derecho Mercantil y Societario

El Derecho Mercantil es el conjunto de normas dentro del Derecho Privado en nuestro ordenamiento jurídico que regula los actos realizados por los empresarios en el ejercicio de su actividad empresarial para atender las necesidades y exigencias del tráfico económico y sus individuos.

En la E.M evoluciona organizándose un cuerpo de normas mercantiles. Se convierte en derecho de la empresa y se disciplina la actividad empresarial, el comercio, la industria o servicios, así como los sujetos, organizaciones e instrumentos dentro de la actividad que les es propia. Empresa y empresario suceden al comerciante y comercio.
Atiende a un criterio objetivo para determinar los actos de la materia mercantil en sí misma y a un criterio subjetivo señalando al individuo como el origen del sistema por la actividad mercantil que realiza.

Desde la configuración de los distintos tipos de sociedades mercantiles adquiere mayor relevancia la protección de los derechos de las mismas así como la configuración de sus obligaciones garantizando la protección de los terceros en el tráfico mercantil.

Las necesidades generadas por la actividad empresarial son las que han propiciado que existan múltiples especialidades en el régimen general de obligaciones y contratos mercantiles y una amplia y cambiante legislación aplicable a la vez que numerosos tipos de contratos mercantiles que regulan las relaciones entre los sujetos intervinientes, entre ellos el contrato de compraventa, contratos publicitarios, contratos bancarios, de colaboración, restauración, transportes, y seguros entre otros.

En el Derecho Mercantil tiene cabida el desarrollo del Derecho Concursal el cual se configura como el conjunto de normas sustantivas y procesales que regulan los concursos de acreedores. El concurso de acreedores tiene como principio fundamental el Principio de paridad de condición (par conditio creditorum) el cual otorga a todos los acreedores la igualdad de trato, haciendo prevalecer el interés colectivo de todos ellos frente al del deudor. El concurso de acreedores se configura como un procedimiento universal que debe satisfacer por igual a todos los acreedores y debe perseguir que el deudor haga frente a la totalidad de sus deudas y pueda continuar con su actividad empresarial actuando diligentemente frente a sus obligaciones con terceros.

Dentro del Derecho Mercantil podemos destacar además de las nombradas otras especialidades como el Derecho de Sociedades, Derecho de la Competencia, Derecho de la Propiedad Industrial e Intelectual, el Derecho del Mercado Financiero y el Derecho Cambiario.

Entre nuestros servicios para dar soluciones a los casos de naturaleza mercantil en el despacho de abogados en Alicante realizamos, entre otras, las siguientes actuaciones.

•Realización de informes jurídicos
•Redacción de contratos mercantiles
•Reclamaciones de impagos
•Reclamaciones a compañías aseguradoras
•Constituciones de sociedades mercantiles
•Asesoramiento jurídico mercantil y societario
•Asistencia letrada
•Ofrecemos asesoramiento continuado a personas jurídicas y  profesionales

¿Necesita realizar alguna
consulta sin compromiso?

Mantenerse en Contacto

separador



Ver Mapa